|

Campo ajeno. Granada. 1975, de Fernando Gelán

Un clásico del periodismo deportivo sevillano son las crónicas de los enviados especiales que siguen a los equipos sevillanos en sus desplazamientos y que, además de realizar la crónica meramente deportiva del encuentro, complementaban la noticia con otro relato en torno a los acontecimientos que se desarrollaban normalmente antes del propio partido.

Así se narran múltiples incidencias relacionadas con el devenir del club como rumores de fichajes, anécdotas de muy diversa índole, circunstancias que se producen entre los jugadores, técnicos y directivos desplazados, etc

Un ejemplo de ello traemos hoy y para ello nos remontamos 44 años atrás. Concretamente al primer fin de semana de marzo, cuando el Betis juega en Los Cármenes contra el Granada en partido de la jornada 23 del Campeonato de Liga de Primera División. El Betis era cuarto en la clasificación y venía de perder 2-0 en Atocha contra la Real Sociedad, mientras que el Granada era décimo y había caído 3-0 en Balaídos contra el Celta.

El partido concluyó con una victoria local por 2 a 0 que mandaba al Betis a la sexta posición y al Granada a la séptima, pese a que el dominio verdiblanco sobre el terreno de juego no se tradujo en goles, al contrario que el Granada que marcó por mediación de Parits en el minuto 13 y de Dueñas en el 88. Buen ambiente en los graderíos de Los Cármenes con numerosos seguidores verdiblancos.

La crónica que traemos para ilustrar este ejemplo de periodismo se titulaba Campo Ajeno, y está a cargo del periodista Fernando Gelán en la Hoja del Lunes.

 

Con los compañeros Ricardo Ríos, de ABC, y Juan Carlos Yáñez, de Radio Sevilla, hice el vieja de Sevilla a Granada para presenciar el partido entre el titular de Los Cármenes y el Real Betis Balompié. Abundó la lluvia durante toda la noche del sábado en la ciudad granadina y además viento y frío, que hacía desapacible andar por las calles. No obstante, la animación por bares y cafeterías de la ciudad “conquistada” era grande. También se podía ver a numerosos grupos de aficionados verdiblancos que en distintos medios de locomoción habían llegado a Granada.

En el Hotel Luz Granada, donde se hospedaba el equipo bético, me encontré con el delegado en el viaje, don Antonio Moreno, y con el tesorero de la entidad, don Adolfo Palomino. Con ellos el médico don Ramón Rodríguez del Valle.

El tesorero me habló sobre la labor que realiza la secretaría técnica para buscar nuevos jugadores y que se enrolen en el club verdiblanco.

  • El Betis tiene numerosos contactos, observa jugadores de todo el país y se realizan gestiones. El club tiene una serie de hombres en cartera para la próxima temporada. No queremos dar nombres porque va en perjuicio de esos posibles fichajes
  • El entrenador, señor Szusza, me ha dicho muchas veces la necesidad que tiene de un par de delanteros de área, rematadores, rompedores. ¿No ha podido el club encontrar alguno?
  • Yo no soy más que un directivo. Buscar futbolistas es misión de los técnicos del club. Pero puedo decirte que la misión es difícil y complicada y que no se encuentran buenos jugadores tan fácilmente. El Betis, por tener una economía saneada, puede gastarse hoy diez o quince millones de pesetas por un delantero. ¿No se fichó a jugadores de fichas elevadas como Esnaola y Cardeñosa? Lo que ocurre es que los delanteros escasean
  • ¿Ha habido, señor Palomino, conversaciones entre directiva y entrenador para renovación del contrato?
  • Hasta ahora no. Como en años anteriores, es el propio entrenador quien se dirige a la directiva para indicarle que tiene la autorización correspondiente de su país para seguir trabajando en España. Esto suele ocurrir en el mes de marzo

Luego hablé con el directivo Antonio Moreno sobre las vacantes producidas en la directiva del Betis por haber sido nombrado don Antonio Picchi gerente de la entidad futbolística y don Federico Jiménez, que ha sido nombrado delegado de los servicios del estadio bético.

  • La vacante que se va a cubrir inmediatamente será la de Federico Jiménez. Mañana martes será presentada a la directiva una terna para designar al representante de las peñas béticas en la corporación bética. Esta terna la componen el presidente de la peña bética San Bernardo y directivos de la peña bética Palacios Malaver y de Utrera

Antonio Moreno me enseña una curiosa fotografía, en la que está junto al presidente del Real Betis, don José Núñez Naranjo. Ambos aparecen vestidos de futbolistas cuando formaban parte de un equipo que fundaron, junto a Manuel Moreno y a Eduardo López Mejías, y que bautizaron con el nombre de Sin Rumbo. De esto hace ahora treinta y tres años. Dicho club nació en 1942 y tuvo unos cinco años de vida. Jugaron diversos campeonatos en el terreno de los Mártires y una temporada fue su preparador Perico Eguiluz. El Sin Rumbo vestía con camiseta verde, pantalón blanco y medias verdes con vuelta blanca.

Al doctor Rodríguez del Valle le pregunté por Mendieta. El médico del club verdiblanco me dijo que está en periodo de rehabilitación y que dentro de pocas semanas puede estar en condiciones para entrenar con normalidad y que pueda coger el ritmo óptimo para volver al equipo.

Era curioso ver la alegría que tenía el jugador Anzarda cuando conoció la noticia que se había sobreseído el caso sobre la supuesta falsa procedencia española. Se ha comprobado que es auténtico oriundo.

  • He tenido mucha publicidad por todo este caso. Ahora para ser noticia, voy a tener que marcar cada domingo siete goles…

Szusza estaba preocupado el sábado porque tenía muchas dudas para formar el equipo. Descartados totalmente Cardeñosa y Rogelio, aunque habían viajado hasta Granada, y además Cuiñas, enfermo de anginas, tuvo que meterse en cama nada más llegar a la ciudad. Tuvo fiebre—llegó a alcanzar los cuarenta grados—y el doctor Rodríguez del Valle tuvo que recetarle unos antibióticos para reducir la calentura.

  • He ordenado que ningún jugador vaya a verlo a la habitación para que no se contagie de la gripe

A la una de la noche el médico le haría otra visita, junto a los directivos señores Palomino y Moreno, y el jugador había experimentado una gran mejoría.

Y ahora a esperar el comienzo del partido. El domingo amaneció con un sol brillante y el tiempo ha mejorado bastante. Han llegado más aficionados béticos, que con sus pancartas, banderas verdiblancas y demás distintivos, han recorrido las calles de Granada con la canción en sus labios: “Vámonos, vámonos, que mi Betis sigue en Primera División…”       

  

Publicaciones Similares

Deja un comentario